Entre junio y noviembre hay que hacer prevención del dengue, descacharrando para eliminar las larvas

[30 de agosto de 2021] Manuel Espinosa, responsable de enfermedades transmitidas por mosquitos en Fundación Mundo Sano, dialogó en Puro Contenido Radio con motivo del Día Internacional de Lucha contra el Dengue, que se conmemora el 26 de agosto.


“Más allá del mosquito que vuela, hay que prestarle atención al Aedes Aegipty en su fase acuática”, señaló Manuel Espinosa, entomólogo y especialista en Zoonosis . “Entre diciembre y mayo es la temporada de mayor infestación y cuando los mosquitos ponen huevos. En invierno y primavera esos huevos sobreviven porque tienen una gran adaptación a las temperaturas frías, en todo tipo de recipientes a los que llamamos cacharros: neumáticos, latas, botellas, baldes y platos de macetas”, señaló.

“Entre junio y noviembre es cuando hay que tener más presente al mosquito, y no solo en el verano”, advirtió. “Hay que reforzar el descacharrado: vaciar macetas y canaletas, eliminar lo que no se usa y junta agua. También limpiar y dar vuelta las piscinas de lona”.

Temporada


Y remarcó que “cuando hay sequía, en las localidades con escasez de agua, se junta agua en depósitos. Entonces hay que ponerles tapa. En 2009 tuvimos la primer epidemia de dengue, luego de una gran sequía en 2007 y 2008”, recordó.


“El Aedes no es un mosquito rural, vive en nuestras viviendas. Los huevos necesitan entre 6 y 7 días para eclosionar. Una o dos veces por semana hay que revisar y dar vuelta las macetas de los balcones”, sostuvo Espinosa.


Tamibién comentó que en 2011, el centro de control de plagas del Ministerio de Salud y el INTI desarrollaron macetas que contenían un producto que liberaba un larvicida. Tienen buena respuesta y efectividad hasta un año después. Pero nunca llegó a incorporarse al mercado o a utilizarse en un programa a escala de control de plagas.


En cuanto a la fumigación, sostuvo que por sí sola no tiene mucho sentido porque mata a los mosquitos cuando ya son adultos.


Y respecto de los síntomas del dengue destacó que sus síntomas son muy similares al Zika, Chikunguña e incluso al coronavirus: fiebre, dolor de cabeza, de ojos, músculos y articulaciones, y suele aparecer un sarpullido con mucho picor. “Cuando evoluciona la enfermedad pueden aparecer síntomas gástricos y hemorragia, lo cual indicaría una forma más grave de dengue. Ante la fiebre solamente, ya hay que consultar al médico”, sostuvo. Y comentó que en Fundación Mundo Sano tienen un programa de Vigilancia y control del dengue en las provincias del norte; “esta semana se lanzó una campaña para incorporar el tema en las escuelas”.

Enlace a Mundo Sano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.